martes, 9 de abril de 2019

#Reseña - El club de las 50 palabras de Ana B. Nieto

el club de las cincuenta palabras


Ana B. Nieto
Páginas: 240 · Precio: 18,90 € · Auto conclusivo 
Roca Editorial 

El club de las cincuenta palabras es un grupo de mujeres extranjeras que se reúnen en el sótano de una casa en un pueblo del levante español, a orillas del mediterráneo. Los vecinos creen que son brujas porque hablan en inglés y leen libros en otros idiomas y de autores desconocidos en la España de los años 50.

David, hijo de Alice, la anfitriona, presencia estas reuniones mientras juega con un tren de madera, cada cumpleaños su madre le regala un nuevo vagón de color diferente.

Un día en el sótano se produce un extraño fenómeno: una inundación de agua salada. Nadie entiende qué ha pasado, los fontaneros lo achacan al poder de las brujas.

David aprovecha la inundación para colarse en una gruta donde ve un maravilloso jardín, lleno de corales, peces de colores luminosos, medusas, distintas tonalidades de azul marino…. Su madre le tiene prohibido acercarse, pero él se muere por explorarlo porque sabe que su familia tiene un vínculo con el mar.

Pocos días después, su madre se marcha a Nueva Zelanda y David se queda con su tía Emilia y su hija Eleni. Emilia también forma parte del Club de las 50 palabras, y es quien le explica a David que su madre ha tenido que marcharse porque el abuelo, que es el océano, la ha mandado llamar. También le cuenta que años atrás, Alice se había enamorado de un marino y se fue con él a España. Como la vida en España era muy diferente a la de su país, creó el Club de lectura y el Manifiesto de las 50 palabras. Lo llamó así porque lo suscribieron 50 mujeres, 50 hermanas –oceánides y nereidas- para seguir unidas y conservar parte de su mundo anterior, el que no podían dejar atrás porque significaba la libertad antes de ser madres.

Años después, el vínculo que une David al océano, le permite creer que va a estar protegido y se aventura a dar la vuelta al mundo, convirtiéndose en una leyenda.


No sé si será la palabra adecuada para definir esta novela, pero creo que la englobaría dentro del realismo mágico. Hace tiempo tuve la ocasión de leer un libro parecido y me resultó muy conmovedor. Esta sigue un poco en esa línea y es que nos lleva a las décadas de los cincuenta y de los sesenta en España, precisamente en un pueblo costero donde algunas mujeres se reúnen para compartir su pasión por la lectura. En todo este embrollo, un niño las observa.

Esta novela, cargada de fantasía que inspira un halo de misterio e imaginación, trata precisamente de como los recuerdos del pasado pueden convertirse en unos buenos momentos para recordar. Nos cuenta la historia de David, de cuando era pequeño. Será el protagonista de esta historia y en su diario veremos sus vivencias de la infancia. Ahora de adulto nos recuerda un pasado al que realmente era muy difícil de afrontar. David ante este hecho hace gala de su imaginación y nos muestra una realidad ficticia donde está su madre. Ante este panorama, un grupo de mujeres que se protegen de la dictadura crean el Club de las Cincuenta Palabras. Destacaban por ser mujeres cultas que en plena dictadura franquista se les consideraba brujas.

Una frase que destacaría de este grupo es sin duda: "Las cincuenta somos hermanas, a través del tiempo y pase lo que pase. La carne cede, el espíritu pervive. La sangre nos llama, pero también las aguas. La edad nos llama, pero seguimos jóvenes. La muerte nos llama, pero aún seguimos vivas. Podemos elegir y ese es nuestro bien más preciado".

Con una prosa sencilla y conmovedora la autora nos transporta a un mundo de fantasía y realidad. Una historia muy bonita que podría emocionar al lector. A mi me ha encantado y pienso seguir recomendando esta preciosa historia mucho tiempo. Ana demuestra una narrativa rica en matices e impecable.

Después de varios intentos fallidos ajenos a la editorial por enviarme el ejemplar, por fin me llegó. Y lo he disfrutado en nada. Súper recomendable ya que es de esas novelas cortitas y directas que te meten en la trama y no te dejan soltar el libro hasta el final.

En definitiva, una novela entrañable y adictiva cargada de magia que te encantará.



Sobre la autora

Nació en Madrid en 1978. 

Aficionada a la épica y la mitología desde niña, he publicado dos novelas históricas ambientadas en la Irlanda celta, con Ediciones B ("La huella blanca", 2013, "Los hijos del caballo", 2015), con Plaza y Janés la novela "Manuela. La novela de Acacias 38", 2016, y con Roca Editorial "El Club de las 50 palabras", 2019.



2 comentarios :

  1. Buenaas!
    No conocía este libro, pero no me llama mucho la verdad >.<
    Gracias por la reseña <3

    ResponderEliminar
  2. Hola.
    No conocía el libro pero tampoco me llama mucho, así que lo dejo pasar.
    Gracias por la reseña.
    Nos leemos.

    ResponderEliminar